Cambios y tradiciones van de la mano

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Cuando llegue el bebé, la noticia se dará a conocer a la antigua usanza, por una proclamación que saldrá del palacio, que contendrá información suministrada y firmada por el equipo médico que revelará los datos del recién nacido. Si la duquesa de Cambridge tiene un parto natural y el niño está completamente sano, permanecerá poco tiempo en el hospital, como lo hizo Diana cuando tuvo a William.

Pero quien comunicará a la reina Isabel II la llegada de su tercer bisnieto no serán los médicos, sino su nieto William, que tiene previsto decírselo a ella por teléfono. Y fue el propio William quien manifestó su interés por realizar estos cambios. También se ha dicho que no se usarán las redes sociales para el esperado anuncio, así lo señaló un portavoz que afirmó: “No hay intención de dar a conocer la primicia en Twitter”.

En cuanto a la habitación que ocupará la duquesa de Cambridge en el hospital St. Mary, el mismo donde Diana de Gales tuvo a sus dos hijos, es una suite protegida con todos los dispositivos de seguridad. Cuenta con los servicios de televisión vía satélite, wifi, caja fuerte y un chef a su disposición. Tampoco faltan las flores.

El médico que supervisó el control del embarazo y asistirá a Catherine durante su primer parto es Marcus Setchell, ginecólogo con 18 años al servicio de la casa real. El atendió a la condesa de Wessex en su embarazo ectópico en 2001 y realizó la histerectomía a Camilla.

Anuncios