RUNRUNES

nelson-bocaranda-5

NELSON BOCARANDA SARDI |  EL UNIVERSAL
jueves 27 de junio de 2013  12:00 AM

Alto

¿REFLEXIONES? Cada día las declaraciones de Nicolás siguen sorprendiéndonos. Sobre el caso del filtrador ex-CIA Edward Snowden fue enfático al declarar: “nadie puede espiar a nadie, nadie puede perseguir a nadie”. Ya se le olvidaron las grabaciones de Mario Silva o las múltiples grabaciones que a través de estos 14 años colocaron por VTV y los medios rojos. Él era alto gobierno. Volviendo al tema del asilo señaló que esta hecho para las “causas que tienen acoso mundial”. Mientras eso decía en Haití, país al que seguimos regalándole millones de dólares que hacen falta en Venezuela, el encargado de negocios en Washington, Calixto Ortega, era recibido por la Subsecretaria de Estado Roberta Jacobson para “conversar”, entre otros temas, sobre Snowden y lo inoportuno que sería para las relaciones recién relanzadas que se le diera asilo. Maduro se lanzó con su acostumbrada incontinencia recordándole a Washington que allá tienen asilados a “los terroristas que pusieron en 2003 las bombas y a Posada Carriles” y que esperaba que “alguien se conduela de este joven y lo proteja”.Hasta Cuba se movió para que el gobierno no se precipitara y deteriorara otra vez el puente entre Washington y Caracas, siendo Raúl Castro el mas interesado en mantenerlo ante sus negociaciones con el Norte. “Déjale ese asunto a Correa que ya esta metido de cabeza con Assange. Mira que los chinos se lavaron las manos”…(?)

Medio

MISIÓN MARDO. Anteayer, a diferencia de lo ocurrido el 11 de junio, todo estaba listo desde muy temprano para la realización de la audiencia por el antejuicio de mérito solicitado por  la Fiscal General Luisa Ortega Díaz en el caso del diputado Richard Mardo. La sala de audiencias, donde se realizan los actos protocolares para el inicio del año electoral, fue abierta desde 9:00 am, aunque sólo para el personal del TSJ y la Fiscalía, pues al público en general, a los diputados opositores, a Antonio Ledezma y a los aragüeños que viajaron para apoyar a Mardo no se les permitió ingresar hasta poco después de las 10:00 am. Eso si, quienes jamás entraron a la sede del TSJ fueron los medios de comunicación social, ni siquiera VTV o RNV, así lo dispuso la directiva del TSJ, de manera que sólo las cámaras y los periodistas del mas alto tribunal y los de la fiscalía, pudieron tener pleno acceso, al punto que cubrieron cada detalle de lo ocurrido, aunque seguramente esas imágenes jamás saldrán a la luz pública. Se terminó así con la tradición histórica en Venezuela en relación a los antejuicios de mérito. Sucede que en todos los casos desde Carlos Andrés Pérez hasta Luis Miquilena, fueron transmitidos en vivo en señal abierta para todo el país. Martin Pacheco, jefe de prensa del TSJ, le dijo a los periodistas que nada podía hacer para conseguir su acceso a la sala de audiencias, ya que no se encontraba allí. A pesar de que Pachequito fue visto al borde del estrado de los magistrados durante todo el acto. No sólo no entraron las cámaras y los micrófonos, tampoco pudo entrar todo aquel que fuese periodista. La Fiscal fue -una vez más- sumamente hábil, al omitir en su exposición lo que meses atrás incluyó en su escrito para solicitar el antejuicio de mérito. Fue cuidadosa y nada dijo sobre los cheques forjados, las transferencias adulteradas o las ventas de los inmuebles de la familia Mardo, documentos que Neides Rodríguez incluyó en la solicitud presentada ante el TSJ y que le valió a esta ser relegada el mismo día 11 de junio -día de la audiencia diferida- a fiscal auxiliar de la fiscalía 12 . nacional, luego de casi 2 años al frente de una Dirección. Fue un fiscal de larga trayectoria y con mucha experiencia en casos complejos quien sustituyó a Rodríguez en el cargo de Director Contra la Corrupción, se trata de Luis Abelardo Velásquez, quien además estuvo al lado de la fiscal para tratar así de salvar el enorme gazapo que había cometido su predecesora con la ayuda de la Subdirectora contra la Corrupción, Indira León. Fue Pedro Carreño quien colocó a la Fiscal, e incluso a los magistrados del TSJ, en la difícil posición de no poder cumplir con los designios del poder ante tan burdo montaje. Recuerden que el señalamiento de la fiscal se basa en la denuncia que Carreño hizo y que se sustenta en documentos falsificados. Lamentablemente para Ortega sus esfuerzos han sido infructuosos ante la verborrea de Carreño que sigue hablando. Dijo que estaría el martes en la audiencia, pero brilló por su ausencia, quizás por eso la Fiscal aceptó que la transferencia por Bs. 1.000.000,oo (a  la que yo hice mención en mi columna del 11 de junio) en efecto fue entre dos cuentas del mismo Mardo  y que no provienen de un tercero como malintencionadamente dijo Carreño. Logró así colocarse al margen de lo que Carreño había hecho, iniciar un proceso penal contra Mardo usando pruebas forjadas y adulteradas. Sin embargo durante el acto, la defensa del diputado hizo hincapié en el forjamiento de las pruebas y pretendieron mostrar las evidencias de la falsificación, pero la rápida intervención del primer Vicepresidente del TSJ, Fernando Vegas, exasesor de la antigua DISIP (y quien se perfila como el cerebro detrás del poder que detenta Gladys Gutiérrez) lo impidió a medias, ya que pudo verse al menos uno de los cheques originales usados para la falsificación. Vegas es además quien ha sido designado ponente en el caso del diputado Juan Carlos Caldera, sobre quien han aparecido pruebas adicionales que demostrarían su inocencia y dejarían claro que fue emboscado para incriminarlo. Las palabras de cierre de Mardo sorprendieron y causaron el aplauso espontáneo de toda la sala. Allí dejó claro que es un buhonero que se hizo industrial, se formó y se convirtió en diputado gracias a su esfuerzo por ayudar los aragüeños mas necesitados. Lo más sorprendente fue la revelación que puede convertirse en el obstáculo final para que se concrete una decisión en su contra: la magistrada de la Sala de Casación Social Carmen Esther Gómez Cabrera fue su abogada en el pasado. ¿Inhibición?…

Bajo

EL CLAN. Callado pasó el nombramiento del embajador en Brasil, Maximilien Sánchez, como Comisionado Presidencial para Asuntos Internacionales. Un cargo que lo vincula mucho mas al grupete que controla Temir Porras, hoy viceministro, presidente del Fonden y secretario ejecutivo de Bandes. Manda más que un dinamo de la mano de Cilia y su marido. Sánchez quiere ser embajador en Francia. ¿Lo impediría haber nacido allá?

http://www.runrun.es
@nelsonbocaranda